martes, 29 de septiembre de 2009

Otoño


Voy a ser tarde con el otoño;
tostados amarillos bordaran
los horizontes, y los castaños
caminaran por la ventana
para dejar los corazones tibios.

Kukulcan ya baja la pirámide:
serpiente entre la luz que vuelve siempre.

Que tengas un otoño de dulces
sentimientos,
que no basta
enmendar al mundo con ideas.

Sergio Astorga
Acuarela/papel 38 x 56 cm

21 comentarios:

Lola Mariné dijo...

Parece que nos vamos copiando los titulos de los posts, jajaja.

sedemiuqse dijo...

No, no bastan pero sin una mente.....
besos y amor
je

Alicia dijo...

Los horizontes en otoño tambien se ven bordados con rojos como el de tu pintura.
En mi tierra, en el idioma euskera hay una palabra especial para ese color rojizo de los atardeceres otoñales cuando el sol se pone. Se llama OSKORRI y de hecho hay un grupo músico-vocal que lleva ese nombre.
Fijate que a mi pasear en otoño por nuestros bosques de mil colores me produce buenos sentimientos.

Un abrazo

sergio astorga dijo...

Lola Mariné, los titulares y las marquesinas son siempre para ti, yo solo tengo antojos y como te decía, es inevitable hablar del otoño que es mi periodo estacional más gratificante.

Un abrazo otoñante.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Sedemiuqse, sin una mente no hay consciencia, y tal vez detrás de la consciencia está el vacio, no lo sé, y nunca lo sabré, tengo el sentimiento de la perdida.

Un abrazo de retardada tarde.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Alicia, que sonora palabra para el rojo: OSKORRI, me gusta la fuerza para un ronco sol que se resguarda de las miradas, una imagen que nos es familiar, aunque sabemos que la dinámica de lo celeste nos rebasa, rotamos, como bailarinas ausentes en un equilibrio de fuerzas.
Ya dimos la vuelta y entramos al otoño, un buen sentimiento nos depara.

Un abrazo OSKORRI.
Sergio Astorga

B. Miosi dijo...

Me encantan los colores del otoño, admiro las frutas maduras, los hombres otoñales, las mujeres son más hermosas cuando se vuelven maduras, en esa etapa del tiempo la compañía se disfruta con la misma calma con la que las hojas van alfombrando las calles.

Besos!
Blanca

marisa dijo...

¡Qué hermoso otoño nos regalas, con versos y pinceles! Un abrazo querido amigo

Maribel dijo...

Feliz estación gratificante, espero que venga cargada para ti de dulces sentimientos.
Abrazos de octubre.

LETRAWEB dijo...

Coincido en que el otoño es una estación muy hermosa Sergio, los colores nunca mejor expresados en tibia luz.
Tu pintura bellísima.

Un abrazo y feliz estación para ti y tus seres queridos.
Bye bye

siempreconhistorias dijo...

Hermosísimo otoño el que nos pintas,ojalá,Sergio, seann los sentimientos tibios y dorados,que sean,al menos.
No se me levanta el ánimo.¡Mañana veremos!
Un gran abrazo.

sergio astorga dijo...

Blanca, interesante revelación de tus gustos o apetitos o, para ser más exacto de tus antojos, ya que en estos andamos. Gustar de la pausa y del encanto, claro, cuando hay un árbol fuerte, ya sea cedro o jacaranda, ella y él, cuando han crecido en plenitud, son una delicia, por desgracia están los otros, los retorcidos, los de mala semilla que en vez de dar consuelo lo quitan.

El otoño tiene la ventaja de enseñarnos que tan buena fue la primavera.

Un abrazo que madure.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Marisa, el otoño es para mí recato y arrebato.
Los cálidos se mixturan con la estridencia de verdes “azulantes” y violetas devotos.

Otoño me gusta por andante con moto.

Un abrazo con la O mayor.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Maribel, definir un dulce sentimiento, como todo sentimiento es difícil definirlo, es más sencillo, no sé si útil, evocarlo. Te diré que este animo o disposición, no tiene que ver con lo azucarado, más bien con la sensación del arrumaco, del bien estar, como cuando miramos la concordancia de las formas, la armonía podíamos decir que es un sentimiento dulce.

Que tengas un otoño de manzana.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Letraweb, ¿que árbol se deshoja en el mar? Tal vez las olas cambian de temperamento y en tu isla y en tu arena el otoño te dore la piel de manera diferente.

Un abrazo a pleno color para ti.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Izaskun, ¿Cuántos ánimos y animas ha levantado el otoño? Muchos. Te invito a serenarte así como quería Juan Ramón y así en una amarilla tarde, te dejes llevar al horizonte. Veras que un sentimiento tibio “morno” recorre tus ansiedades.

Un abrazo de otoño sanador.
Sergio Astorga

Abol dijo...

Siempre llego tarde a los otoños, porque me quedo jugando con los hurones, Sergio.Pero ahora me baño de rojos y tu palabra me lava el mal humor y el hambre de recién despertada.
Un abrazo al Acuarelista.

sergio astorga dijo...

Lilian, yo también llego tardando en la respuesta, a mi algunos buitres quisieron robarme las entrañas y solo mi capa de rojos pudo protegerme.
No hay nada más vital que la ablución de rojos carmines, bermellones y cadmios, nos quitan el mal humor y el mal agüero de verse despierto y nos deja el hambre atenta. Intentare buscar hurones benignos para jugar con ellos.

Un abrazo de tlacuilo
Sergio Astorga

Triana dijo...

Me gusta el otoño y me gusta el que escribes y el que pintas, me quedo siempre con los ocres, los amarillos, los naranjas de las hojas y el olor a tierra mojada despues de las tormentas de Octubre...
Un abrazo tras el cristal.

Gemma dijo...

"Que tengas un otoño de dulces
sentimientos,
que no basta
enmendar al mundo con ideas".

Gracias. Lo mismo te deseo a ti.
Un beso

Lola dijo...

Preciosooo, con lo bonito y especial que es el otoño y aun no ha llegado, aunque digan que estamos en esa estanción.
Un abrazo