martes, 1 de febrero de 2011

Febrero


22 comentarios:

sedemiuqse dijo...

Todo tiene un instante.

Besos y amor
je

María Cristina Faleroni dijo...

Eres un ser maravilloso...

Alicia Uriarte dijo...

Estimado Sergio, el devenir de tu tiempo nos trae mensualmente de la mano de tu plumín una nueva ventana abierta al conocimiento de las personas que a ti te provocaron sentimientos, emociones o sensaciones. Hace casi nada que hablábamos de Saramago, si es tu deseo continuamos

Empezaré por la pintura. Veo que la obra que mas llegó al corazón de Los Álamos fue “Memorial del convento”, narración de las miserias sufridas por el pueblo a lo largo de la época medieval y en la linea de las continuas denuncias del comprometido escritor. Los ojos que aparecen supongo que harán referencia a su novela “Ensayo sobre la ceguera”. He encontrado el paquidermo de “El viaje del elefante”. Impresionante la imagen central de su novela no publicada “La claraboya" o...¿acaso es el sol que le acompañó en Lanzarote? Por último, te diré que distingo muy bien esa entrañable imagen de nuestro escritor en el sofá. Esas gafas, a punto de ponerse, son una de sus mejores señas de identidad.

Pasando al texto, hago como tú, acabo con la curiosa frase que cierra su última novela “Caín”: La historia ha acabado, no habrá más que contar, ni que leer por sus admiradores...

Un abrazo a través de la ventana abierta.

Maribel dijo...

Saramago, ¿qué más se puede añadir? Nació en noviembre y murió en junio, y a febrero lo ha vinculado tu calendario. Gracias.

Un abrazo grande como era él.

María Eugenia Mendoza dijo...

Febrero, este mes tan redondo y perfecto comienza con un gran Antojo de Saramago.
Acuarela y texto se complementan a la perfección y todavía más gracias a la lectura de Alicia.
Un abrazo muy cariñoso.

Triana dijo...

Aquí estoy amigo, nunca me he ido, los vientos cambiaron el rumbo de mil cosas, pero nunca me desviaron de mis aefctos, como te he dicho alguna vez, mis silencios no significan ausencia.
Con Saramágo siempre en al alforja de mis imprescindibles, un abrazo muy fuerte para los dos.

sergio astorga dijo...

Sedemiuqse, el instante vibra siembre, es un soplo vitalísimo.
Un gusto verte por aquí.

Abrazo abierto.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Maria Cristina, más bien soy un ser maravillado con lo que ocurre.

Abrazos grnades.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Alicia, disculpen el atraso, por estos rumbos estuvimos a 20 grados debajo de cero y se congelo la tubería y no tenemos agua desde el miércoles, así que ya te imaginaras el trajín que esto provoca. El Abarrote tuvo que bajar la cortina.

Saramago aparece en febrero un poco pensando en Maribel, que gusta mucho de él y como este mes es su nacencia sirve un poco de regalo. Saramago es un escritor que leí no en la niñez, pero es tan fuerte su presencia ética que necesariamente su figura me atrae, me admira y me motiva, además de su cadencia literaria, sobre todo La muerte de Ricardo Reis, donde la prosa suena llena de imágenes.
En cuanto al dibujo ya ere una experta, mirando a detalle, casi dibujas conmigo. El libro que más me gusta es la Muerte de Ricardo Reis, la segunda etapa Ensayo sobre la Ceguera, Todos los nombres, Los Evangelios, La caverna, El elefante, tienen otro discurso narrativo.

Tu final es deslumbrante. Has leído todo. Fantástico.

Un abrazo con anteojos.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Maribel, febrero siempre será en tu honor.
Un abrazo no ciego.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

María Eugenia, con tan esplendidos lectores cada vez el reto es más agudo. Así es el Abarrote.

Comienza la cuesta de febrero esperemos tener suerte.

Un abrazo que dure los 28 días.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Triana, sabes que mi capote de paseo esta en la Maestranza, así que tranquila que yo se que estas, en Trianarts hay una entrada a diario, a veces dos, sigues con frenesí.

Esta es tu casa.

Abrazo a toda Sevilla que sé que eres tú.
Sergio Astorga

Gemma dijo...

Qué maravilla, Sergio.
Muchos besos

Triana dijo...

Gracias Sergio, yo lo se, a ver si podemos charlar un ratito.
Creo que no viste esta entrada: http://trianarts.com/sergio-astorga-y-febrero-y-un-poema/
El blog está funcionando,si, es el único ratito que paso en el PC, además de entrar a leeros.
Un abrazo fuerte.

Freia dijo...

Tarde, como siempre que ya pasaron hasta las Águedas.
Hermoso texto para un Saramago necesario que nos hará más llevadero el febrero escaso. Yo todavía recuerdo con emoción su discurso del Nobel.

Un abrazo tardío, que no tardo, señor abarrotero. Hoy creo que me refugiaré bajo el mostrador de su colmado.

Olga Bernad dijo...

Yo ya me he acostumbrado a venir a visitar tus meses, aunque estén avanzados, aunque no siempre te lo diga. Pienso ¿cómo habrá visto Sergio este enero, este febrero, este marzo...?
Curiosas costumbres las que vamos instalando en nuestra actividad cotidiana, y todo por esta cosa rara que nos acerca tan fácilmente.
Me ha gustado mucho este febrero.
Que sea muy bueno para ti.
Abrazos.

Mari Carmen Azkona dijo...

Sergio, febrero siempre me ha parecido el mes de las promesas. No ha llegado la primavera, pero ya se nota el calor del sol, la luz del día crece y comienzan a verse los primeros brotes de vida...como las palabras se Saramago, latigazos que nos hacían, que nos hacen pensar, en busca de su anhelo más intimo: la paz.

Es un bello febrero no hay duda. Tu plumín y tus palabras lo descubren y lo modulan.

Besos y abrazos.

sergio astorga dijo...

Gemma, a la misma hora siempre, en torbellino los meses nos exprimen y tal vez de la garganta de Saramago brote un torrente desasosegado, para calmarnos.

Un abrazo maravilla
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Triana. por supuesto que la vi y me gustó mucho el poema del caballo, ya no me acordaba, eso de andar siempre buscando el texto siguiente o el dibujo nuevo, me deja en un afortunado olvido. Muchas gracias.
Tu me dices cuando y nos ponemos de acuerdo y platicamos harto y bien.

Un abrazo sin olvidos.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Admirada Condesa Freia, usted puede venir a la hora del té, del desayuno, del soponcio, del responso, del Ángelus, del Melifuz, no hay horario para la delicadeza. Este Abarrote se engala siempre con su presencia y anuencia, que no esta por demás decirle que ya estoy preparando un sinergetica ética fonética para sus Variaciones y su esplendida lectura de Temporal. Déjeme aclararme los pinceles para acometer esa empresa.

Saramago es un faro ético que espero nos siga alumbrando. Al mundo le hace falta voces que nos vendan y sean molestas al poder.

Me quedo con el abrazo desde temprano y le envío otro atemporal.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Olga, costumbres e incertidumbres al mismo tiempo. La misma pregunta que tu te haces me la hago yo y ahora qué sigue, esto de vivir todos los días tiene sus retos. Yo veo que tu cotidiano se acomoda muy bien a tu voz poética,
ya tienes una manera de ver y decir y el mundo gira a tu alrededor, no sé si lo percibas, yo si.

Que tengas un febrero honesto y justo, ingredientes indispensable para la dicha.

Un abrazo siempre perplejo.
Sergio Astorga

sergio astorga dijo...

Mari Carmen, coincido, en calendarios anteriores Febrero era el cílope del año. Todo tiene la posibilidad de nacer o de quedrse en el intento, por esos son pocos días, no mucho tiempo para las indecisiones.
Que la imagen de Saramago nos anime a ensayar la lucidez.

Un abrazo que comienza..
Sergio Astorga